Medicina tradicional china

El Tao: Pensamiento Oriental

El pensamiento oriental derrama la consciencia de que el hombre reside, permanece y continúa en una realidad relativa.

Además nos manifiesta como todo el acontecer está bajo la dinámica de lo Subjetivo. Hoy se habla mucho sobre la «objetividad» la física cuántica nos muestra como la estructura íntima de la materia se desarrolla bajo principios tales como la «causalidad», el de la incertidumbre y los criterios de la «probabilidad».

Si el Tao que puede ser nombrado no es el Tao de lo absoluto, ya se nos habla de algo absoluto, pero no en el alcance inmediato del hombre, sino más bien en otros niveles de realidad. Si este concepto lo llevamos al quehacer cotidiano, nos encontramos ante un cúmulo de posibilidades en las que siempre tendremos diferentes ópticas y respuestas para los acontecimientos que nos aguarden y deparen. En el caso de la enfermedad, cuando nos aproximamos al ser en tiempo de enfermar, si aplicamos a éste el criterio filosófico de que no podemos abordarlo bajo un sentido absoluto, iremos y no iremos descubriendo en la pluralidad de formas de evidenciar su enfermedad y en consecuencia de tratarla. La tradición hace la propuesta de situarlo en dos aspectos el Yin y el Yang , dos expresiones que tratan de aproximarse al sentido de lo absoluto bajo el criterio de que se trata de dos fuerzas opuestas y a la vez complementarias.

Toda enfermedad conlleva una experiencia sorprendente y nueva para la consciencia de vivir del ser. éste el ser busca inmediatamente los motivos que le han llevado a tal  experiencia. Desde los agentes naturales hasta los agentes invisibles como los virus, todos ellos constituyen la descripción de la búsqueda de los motivos que inducen al desequilibrio.

El hombre enferma por sus mecanismos de contradicción de conciencia interna, por la agresividad del espacio exterior, consumo, contaminación, competitividad, estrés…..

En la Tradición Oriental al ser se define como un microcosmo dentro de un macrocosmo en el que nos encontramos inmersos y del que poco sabemos.

El universo se encuentra en permanente estado de expansión es decir de movimiento,  está en un permanente estado Yang.

El proceso de la vida no se debe de ver como el nacimiento, crecimiento, desarrollo y  muerte sino como la idea del movimiento, cambio, transformación, mutación, y la transmutación.

 

Bibliografía Curso de Acupuntura

Dr. Jose Luís Padilla Corral

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *